Celestina: “El mundo es muy cruel cuando eres pobre”

La Celestina es una obra literaria medieval del siglo XV. Esta fue escrita por Fernando de Rojas y cuenta la historia de un muchacho, Calisto, que se enamora de una doncella, Melibea, pero ella no está interesada en él. Éste recurre a la Celestina, una mujer vieja que le ayuda a que Melibea se acabe enamorando de él. Todo acaba en tragedia cuando Calisto cae de una escalera y muere. Por ese motivo Melibea se acaba suicidando. 

La Celestina fue una obra muy impactante en su época, ya que era un personaje femenino que practicaba abortos, remendaba virgos y muchas otras cosas que no estaban bien vistas por la sociedad. No solo eso, también era una hechicera a la cual podrían llevar a la hoguera. 

Desde el más allá queremos conocer la parte más personal de Celestina. 

¿Qué es lo más extraño que has hecho para un cliente?

Todo lo que hago es muy raro. Pero si tuviera que elegir una, sería remover virgos, ya que es una cosa no muy común y a la gente le puede parecer una cosa extraña.

¿Cuánto te pagó Calisto para que le ayudaras?

Me dio suficientes monedas de oro como para tener un hogar en condiciones en el que vivir. Lástima que no pude disfrutarlo.

¿Tenías miedo de que te lleven a la hoguera?

No, porque ya he vivido lo suficiente. Y sé que morir es la fase de la vida que va después de ser una anciana. Es lo natural.

¿Te entristeció la muerte de Calisto y Melibea?

Más que entristecerme, me dio lástima por los muchachos. Así es la vida.

¿Qué puedes decir de tus pupilas, Areúsa y Elicia?

Pienso que aunque son prostitutas, son buenas muchachas. El mundo es muy cruel cuando eres pobre, por eso las acogí. Y son como hijas mías.

¿Cómo sienta la muerte?

Morir… estar muerto es algo inexplicable. Al principio a nadie le gusta pero te acabas acostumbrando y ya es algo normal en tu vida. 

Redactor junior

close